Zambú CFS Pinatar mereció más frente a Silver Novanca (3-4)

 

 

 

 

 

 

 

Hasta el último segundo el equipo de San Pedro estuvo luchando por el partido, pero no pudo ser. Ayer, Zambú CFS Pinatar caía en casa ante el equipo madrileño en un partido que, a pesar de la derrota, sirvió para demostrar algo. Y es que aunque estén atravesando una racha de resultados negativos, se vio de una forma muy clara que los de San Pedro no han perdido lo más importante: la actitud y las ganas de ganas.

Ayer, el Zambú CFS Pinatar lo dio todo sobre la pista. Se vaciaron durante los 40 minutos, y completaron una gran segunda mitad. Con el apoyo además de la afición, que llevó en volandas al equipo.

El partido comenzó con el equipo de San Pedro creando peligro en área rival, con un disparo al travesaño incluido. Sin embargo, fue Silver que dio el primer golpe haciendo el 0-1. Lejos de venirse abajo, los de San Pedro fueron rápidamente a por el empate, y casi lo consiguen: una combinación entre Palas y Joaquín acabó con el balón en la madera de la portería visitante.

Aunque lo que llegó, en la siguiente jugada además, fue el 0-2 para los madrileños. Un resultado con el que finalizó la primera mitad.

En la segunda parte, Zambú CFS Pinatar tardó muy poco en avisar que iba a por el partido. En una de las primeras jugadas, Ismael lanzaba un chut desde fuera del área que desviaba in extremis el portero madrileño. A esta ocasión, siguieron otras como un disparo a bocajarro de Aitor que se fue por el lateral; y un tiro al palo de Sergio. Por cierto, fueron 5 balones al palo para Zambú CFS Pinatar los que dejó el partido. Y a los 5 minutos de la reanudación, Salva lo conseguía: recortaba distancias haciendo el 1-2.

La presión sobre el área rival era máxima, y cuando parecía que llegaría el empate, Silver volvía a marcar para hacer el 1-3. No se amilanó el club de San Pedro que siguió como hasta entonces: buscando el gol. Y llegó apenas un minuto después, desde las botas de Salva, para poner el 2-3. Sin embargo, como ocurrió durante todo el partido, cuando más cerca estaban los de San Pedro, otro mazazo: Silver Novanca conseguía hacer el 2-4.

No cambió nada. Los pupilos de Nacho Garrido sabían lo que tenían que hacer: ir a por el gol. Un tanto que llegó gracias a Ginés, que jugaba como portero-jugador.

Quedaban 5 minutos exactos y el resultado era de 3-4. Había partido. 5 minutos en los que el acoso y derribo de los pinatarenses fue constante. 5 minutos en los que el balón no se movió del campo de Silver, con el Zambú CFS Pinatar moviendo el balón buscando el hueco en el área rival. Unos minutos en los que los de San Pedro estuvieron a punto de lograrlo, tras ir todo el partido por debajo en el marcador.

 

Deja un comentario